La humanidad de los muñecos de trapo

Número 9 (Number 9). Shane Acker, EUA, 2009
Por Raquel Pazos

Ciencia ficción post apocalíptica, pero también ternura, humanidad y una imagen casi real. Número 9 es la historia de unos pocos Número 9muñecos de trapo que deben luchar contra las maquinas que han devastado la vida en la tierra.

La idea en la que se basa la película, y que nos lleva a pensar que hasta lo más pequeño puede tener un papel muy relevante, es brillante. De esta manera, un genio en el mundo de la animación y de la creación de ambientes como Tim Burton ha decidido colaborar en la producción de esta película que versiona y amplía el corto que con el mismo nombre se llevó el Oscar hace apenas cuatro años.

Más allá de esta base, la elaboración de los personajes y la técnica empleada hacen de la cinta una maravilla para los ojos que no debe perderse. La imagen resulta casi hipnótica, capaz de hacernos olvidar que estamos ante un producto generado por ordenador y conseguir que nos identifiquemos con las penurias de esos muñecos de trapo. Un logro destacable que supone un nuevo paso para la animación.

Una trama sencilla en la que, en principio, los personajes responden a un esquema estereotipado en el que podemos encontrar al muñeco valiente, al miedoso de buen corazón, al arrogante y malvado o, como no podía ser de otra manera, la máquina asesina e inteligente que va a acabar con el planeta. Sin embargo, dejando a un lado lo característico de cada uno de ellos, lo cierto es que la película consigue hacerlos muy creíbles e identificables.

Nine 1Nada de ello sería posible sin ese movimiento de ojos, o mejor dicho, de obturadores mecánicos, que consiguen representar gestos de gran humanidad. Los colores o el ritmo sosegado son otro de los factores que nos ayudan a introducirnos en la historia y ver a los muñecos como si fueran de carne y hueso.

Tal vez, la única puntada que se le haya escapado al director sea el argumento. Una historia estupenda para hacer un corto pero que se adapta con más dificultades a una duración más prolongada. La historia, la misma, en definitiva, se rellena con una mayor atención a los personajes, en los que destacan sobre todo 9, 5 y 1, con más acción y con alguna vuelca de tuerca para hacer lo sencillo un poco más complicado. Entre ellas, la separación de tipos de almas, que lleva implícita la moraleja de que el bien reside en la moral, y que al margen de ella el cerebro solo busca su propio beneficio, ajeno a los sentimientos de los demás.

No obstante, su mérito consigue en trasladar al espectador a un mundo desolador, donde, a pesar de todo puede encontrar esperanza y la sonrisa que despiertan los personajes. Todo ello sin caer en lo infantil. Así, con una trama un tanto previsible y simple, pero con buen ritmo y una gran humanidad, Número 9 nos lleva al mundo real de los animados muñecos de trapo.

Ficha técnica:

Número 9 (Number 9), EUA, 2009

Dirección: Shane Acker
Producción: Timur Bekmanbetov, Tim Burton, Dana Ginsburg, Jinko Gotoh, Jim Lemley
Guión:Shane Acker,Pamela Pettler
Música:Deborah Lurie
Montaje:Nick Kenway
Interpretación (voces):Christopher Plummer, Martin Landau, John C. Reilly, Crispin Glover, Jennifer Connelly, Elijah Wood

 

 

 

Más....

La mirada del otro (Críticas) (520)
Comparte esta página:

Compartir